La bienvenida al año nuevo trae consigo novedades en todos los aspectos de nuestra vida, y la alimentación no podía ser menos. Hace poco que comenzó 2018 pero ya hay quienes hablan de las tendencias de alimentos saludables que nos encontraremos este año:

  1. Alimentos vegetales
    La creciente concienciación sobre la importancia de dar prioridad a los productos de origen vegetal hará que la tendencia ‘plant-based’ sea una de las más populares de este año. La dieta mediterránea es una de las principales promotoras del consumo de este tipo de productos, de ahí que sean los protagonistas indiscutibles de la mayoría de nuestros platos.
  1. Superpolvos
    Este nuevo concepto deriva del de superalimentos y, como su predecesor, adquiere esta denominación de súper por su gran valor nutricional. Eso sí, en este caso hablamos de especias y alimentos en polvo tan populares como la matcha o la cúrcuma, que durante 2017 se han hecho un hueco en cocinas de todo el mundo.
  1. Nuevos superalimentos
    A la quinoa, el sorgo y el trigo sarraceno se sumarán algunas novedades como los aceites de frutos secos, las bayas de maqui (un fruto silvestre procedente de Chile) o la moringa (un árbol de la India).
  1. Alimentos fermentados
    Este año seguirán siendo una de las modas predominantes con la introducción de la kombucha, el kimchi o el tempeh a nuestra dieta junto a otros productos fermentados como el tradicional yogur, a los encurtidos y el kéfir.
  1. Lo exótico gana
    Nuestro interés por la gastronomía de otras culturas ha conseguido que adoptemos de forma habitual el consumo de platos populares en países extranjeros, sobre todo de Oriente. Todo apunta a que esta tendencia nos llevará a descubrir nuevos platos este año, ¿cuáles serán?
  1. Cocinar con flores
    Poco a poco se han ido haciendo un hueco en los fogones de los mejores chefs del mundo, aunque las flores se han utilizado como alimento desde la antigüedad. El interés por los productos naturales llevará a un uso mucho más extendido.
  1. Transparencia
    Del mismo modo que nos decantaremos más por los productos naturales y ecológicos, también nos fijaremos más por la transparencia en el etiquetado. En Tento ponemos esto en práctica desde el primer día y todos nuestros platos indican en su etiqueta los ingredientes utilizados, los alérgenos y las posibles trazas, así como la no utilización de aditivos ni conservantes añadidos.
  1. Nada de desperdicio
    Una costumbre que fomenta recetas para aprovechar todas las sobras de los alimentos, un aspecto preocupante en nuestro país, pues según un informe elaborado por el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, en 2016 los españoles tiramos más de una tonelada de comida en buen estado. Esta preocupación se suma a la sensibilización por conservar mejor los productos frescos y a comprar con cabeza.