El yoga nunca pasa de moda, seguramente, porque nunca deja de reinventarse. Además de las disciplinas clásicas, las más conocidas y practicadas, van apareciendo nuevas propuestas, para los ioggis más curiosos e innovadores. Una de estas variantes es el denominado Fly Yoga, un concepto que mezcla las posturas de tres tipos de yoga: Hatha, Ashtanga e Iyengar, con movimientos de gimnasia, danza y acrobacias.

El Fly yoga se vale de una tela poco elástica, llamada strechque se suspende en el techo para que puedas colgarte de ella y realizar los movimientos. Para garantizar la seguridad de los participantes, los ejercicios deben ser supervisados por un especialista en la materia y seguir una serie de reglas básicas de seguridad.

El primer desafío será engancharse correctamente a la cuerda, manteniendo el equilibrio y limitando los movimientos bruscos. Una vez instalados, la sesión arranca con unos ejercicios de meditación y relajación, adoptando posturas estáticas similares al ritual del saludo del sol.

Para calentar los músculos, se van encadenando las posturas dinámicas del yoga, combinadas con movimientos de otras disciplinas como el circo, la gimnasia y la danza. Una vez finalizado el calentamiento, la sesión continúa con una parte más física, dinámica y aérea, con asanas -posturas- estáticas, seguidas de otras más complicadas, inspiradas en movimientos del circo tradicional.

Al igual que las sesiones de yoga tradicional, el entrenamiento termina con un momento de meditación en una postura fija en el aire, sin soltar en ningún momento la tela de agarre.

Beneficios del Fly Ioga:

  • Aumenta el efecto metabólico de la actividad en nuestro organismo, incrementando el gasto calórico.
  • Mejorar la circulación y la digestión.
  • Aumenta la flexibilidad.
  • Ayuda a regular la presión arterial.
  • Favorece la capacidad de concentración y la memoria.

Si eres un yoga-addict, no te pierdas la oportunidad de practicar esta disciplina, que te ayudará a reducir el estrés y a relajarte de una forma divertida y original.