Las fotografías pueden ser una manera de coleccionar esos momentos especiales con tus amigos, familia o pareja y convertirlos en recuerdos perdurables. Pero no siempre se obtienen los resultados esperados cuando tomamos una foto. Por eso te dejamos algunos consejos muy sencillos para que puedas mejorar la calidad de tus imágenes y conseguir mejores instantáneas.

Experimenta con los ajustes de la cámara

El paso fundamental para conseguir buenas fotos es que conozcas bien tu cámara para que puedas aprovechar todo su potencial. Lee el manual de instrucciones, pregunta a los profesionales de la tienda donde la compraste, comparte dudas con amigos, lee fórums de fotografía…. Verás como, una vez los conozcas la utilidad de cada función, las posibilidades se multiplican y también tus ganas de “jugar” con tu cámara. Intenta disparar con los diversos ajustes para aprender cuáles son los resultados que puedes lograr con cada uno de ellos.

Rellena el encuadre

Este es un problema muy común cuando se empieza con la fotografía. Queremos sacar demasiadas cosas dentro de una sola foto, y al final tantos elementos que no se ve nada. Muchos expertos dicen que una fotografía debe tener un único centro de interés. Al mirar la foto debes identificar, claramente, qué/quién es el protagonista de la instantánea. Por eso, si dudas entre incluir o no algo en una imagen, la mayoría de veces es mejor no hacerlo.

Distintos ángulos, distintas fotos

Intenta ir más allá con tus fotos, no te quedes con la primera idea que te venga a la cabeza. Gira la cámara, agáchate, haz la foto al revés. Dispara varias fotografías del mismo elemento o escena cambiando el ángulo y verás cómo cambia el resultado de una misma escena. Analízalas en casa para apreciar cuál ha sido la mejor opción para cada situación o lugar. Esto te ayudará en el futuro a elegir el mejor encuadre para cada ocasión.

Entiende la luz

En el mundo de la fotografía la luz es un factor muy importante. Un mismo escenario al aire libre a distintas horas del día puede adquirir aspectos completamente diferentes y algunos pueden ser mucho más interesantes que otros. Entender los principios básicos de la luz te ayudará a elegir mejor el momento para hacer las mejores fotos.

Si te interesa la fotografía, aprovecha el tiempo libre que solemos tener en verano y “toquetea” tu cámara o apúntate a un curso de foto para aprender unas nociones básicas o profundizar en tus conocimientos.