El invierno ofrece un gran abanico de posibilidades en lo que a deportes se refiere. Aunque para muchos el frío es la excusa perfecta para posponer el saludable hábito de practicar deporte, los amantes de la nieve esperan esta época del año con ansia para empezar a disfrutar de su deporte preferido.

Estos son algunos de los deportes, unos muy populares y otros menos comunes, que harán que vivas el invierno intensamente. Además, las vacaciones de Navidad son una buena oportunidad para escaparte a practicar alguno de estos deportes y empezar a quemar los turrones. ¡Anímate!

Snowboard

Sentir el viento en la cara mientras nos deslizamos velozmente sobre la nieve en nuestra tabla de snow ¡Este deporte es pura adrenalina! La manera más divertida y saludable da liberarnos del estrés. Además, podrás ir complicando tu práctica realizando saltos y piruetas. De todas maneras, practícalo siempre con precaución, dentro de las pistas y con todas las protecciones necesarias para evitar lesiones.

Patinaje sobre hielo

Coincidiendo con las fiestas navideñas, son muchos los pueblos y ciudades que instalan una pista de hielo para disfrutar de este deporte -al menos- durante unos días. Gracias a centenares de películas, el patinaje es -probablemente- el deporte más navideño que existe. Es un deporte que no requiere una preparación física previa. Por ello, es muy accesible y resulta ideal para practicarlo en familia o con amigos.

Mushing

Si quieres sentirte como Papa Noel, aunque sea solo por un día, tienes que probar el mushing. Se trata de carreras de trineos con perros, un deporte de tradición nórdica que puedes incluir en tus vacaciones de invierno. Y si te apetece, también puedes practicar canicross con tu perro. Solo necesitas un arnés especial que te una a él, de manera que tu perro se convierta en tu guía.

Tubing

Es una actividad al aire libre que permite tirarse por unos toboganes de nieve mediante un colchón circular. Sentados sobre él y con casco protector, los deportistas descienden por las pistas a gran velocidad. En algunas estaciones de esquí hay toboganes y zonas reservadas para su práctica.

Raquetas de nieve

Las raquetas facilitan la posibilidad de caminar sin mucho esfuerzo sobre la nieve para disfrutar de la montaña y su espléndido paisaje invernal. Eligiendo una ruta con una duración y dificultad apropiada, las raquetas de nieve son un deporte apto para todas las edades y niveles.

Carreras navideñas

Si no eres demasiado fan de la nieve o no tienes acceso a ella, no te preocupes. Una buena manera de mantenerte activo en navidades es participando en alguna de las diferentes carreras que se celebran en estas fechas, por ejemplo, la mítica carrera de San Silvestre que muchas ciudades organizan el 31 de diciembre para despedir el año.