Sí, una alimentación saludable, favorece el bronceado, ayuda a prolongarlo después del verano y protege la piel de la radiación solar.

Para lograrlo, la dieta debe incluir un consumo periódico de aquellos alimentos que contengan de forma significativa los principales nutrientes que se relacionan con el cuidado y el bronceado de la piel: la vitamina B6, la vitamina A, la vitamina C, la vitamina E y el cobre. Esto nos permitirá obtener estos nutrientes sin necesidad de consumir complementos nutricionales.

El consumo de cereales integrales se debe mantener durante las estaciones de primavera y verano, ya que aportan hasta tres veces más vitamina B6 que los cereales refinados. El muesli, el pescado azul, las carnes magras, los frutos secos, el germen de trigo y el plátano, entre otros, son alimentos que aportan de forma significativa vitamina B6.

Las frutas y verduras son una de las principales fuentes de vitamina A, gracias a sus carotenoides, y en especial la zanahoria, la calabaza y el boniato. Otros alimentos que nos ayudaran a obtener la vitamina A durante estas dos estaciones son: la escarola, lechuga, el pimiento, el tomate, el melón, el níspero, el albaricoque, el melocotón y la nectarina. Lo ideal es consumirlos de forma variada y periódica.

La vitamina C se encuentra también en grandes cantidades en estos alimentos sobre todo en frutas estacionales como el kiwi, los fresones, el melón, la nectarina, la piña y el limón en aderezos. Asimismo, es recomendable utilizar aceite de oliva virgen extra o aceite de girasol alto oleico como principales grasas de adición por múltiples razones, entre ellas, su contenido en vitamina E.

Sin embargo, no basta con estar bien alimentado. La hidratación y la práctica de una actividad física moderada es indispensable. Lo más recomendable es beber antes de tener sed, para evitar largos periodos de tiempo sin beber líquidos, ya sea agua, infusiones, zumos o alimentos ricos en agua como las frutas. Es importante aumentar el consumo de agua si te encuentras en un lugar de temperaturas altas y gran humedad ambiental, y tener en cuenta que la hidratación se debe hacer cada 20 minutos después de haber comenzado un ejercicio físico a una intensidad leve o moderada.

En Tento tenemos una gran variedad de ensaladas y postres a base de frutas, que te ayudaran a cuidar tu piel durante todo el año. ¡Te esperamos!

Sergi Rovira – Nutricionista (Colegiado Nº CAT0282)