La dieta antiaging es seguida por numerosas famosas ya que tendría múltiples beneficios. Entre ellos: mejorar el aspecto de la piel ya que ayuda a frenar la inflamación y la oxidación celular primando ciertos superalimentos con propiedades antioxidantes y antiaging, y potenciar la energía vital. Aquí unos consejos si estás pensando en adoptar este plan alimenticio.

     1. Añade frutas y verduras a tu dieta

Como no… frutas y verduras son las mejores aliadas para una dieta sana y beneficiosa para todo el cuerpo, ya que aportan nutrientes, vitaminas y minerales necesarios. Especialmente todas aquellas verdes, ya que son ricas en clorofila, depurativa y antioxidante, y en ácido fólico, esencial para el buen estado del sistema nervioso.

  1. Aumenta la ingesta de crudos

Lo más recomendable es que el consumo de crudo vaya incrementándose gradualmente, hasta ocupar buena parte de nuestra dieta, ya que garantizará la ingesta de alimentos en esta puro, que nos aportarán todos sus tesoros.

Eso sí, muchos alimentos deben seguir consumiéndose cocinados como las berenjenas, las patatas, tubérculos, raíces, legumbres, cereales…

  1. Escucha el ritmo de tu cuerpo

Los procesos fisiológicos se adecúan al momento del día, y eso debe repercutir en los horarios de alimentación. De 4 a 12 h se produce la fase de eliminación, el cuerpo activa los procesos de depuración y evacuación. Toma un vaso de agua tibia con zumo de limón nada más despertarte y el desayuno lo más tarde que puedas.

De 12 a 20 h está la fase de asimilación y el cuerpo maximiza la apropiación de los nutrientes. Puedes almorzar a partir de las 12 y hasta las 16 horas. Procura cenar antes de las 20 horas.

De 20 a 4 h tiene lugar la fase de regeneración. En ella el cuerpo utiliza los nutrientes adquiridos para reparar y regenerar células y tejidos. Conviene que la cena temprana sea rica en proteína (legumbres, semillas, frutos secos…) e irse a descansar en torno a las 22:30

  1. Prioriza alimentos antioxidantes

Por ejemplo: clavo de olor (la más antioxidante de las especias), nueces pecanas (ricas en la antioxidante vitamina E, en zinc y en manganeso), ciruela pasa (antocianinas antioxidantes y mucílagos), jengibre fresco (antioxidante y antiinflamatorio), cáñamo (rico en omega-3), kale (carotenos y calcio) … Muchos de estos alimentos están presentes en las recetas que promueve y ofrece Tento. ¡Consulta nuestra carta!